Cultivo de caña de azùcar

Imagen de Odoo y bloque de texto

Cultivo de caña de azùcar de azucar

La caña de azúcar puede ser cultivada en zonas templadas, siendo su productividad mucho mayor en climas tropicales. Necesita de días largos, soleados y calientes (32 a 38 ° C, 90 a 100 ° F) durante la temporada de crecimiento con niveles moderados a altos de precipitaciones (1100 y 1500 mm en total). La cantidad de azúcar acumulada a la cosecha es variable, y depende de las condiciones climáticas durante las diversas fases de crecimiento de la planta.


 Suelo

La caña de azúcar puede crecer en distintos tipos de suelos como ser arenosos, arcillosos y suelos ácidos o alcalinos (pH de 5 a 8,5). Un suelo franco bien drenado con pH de 6,5 o menor es ideal.

Plantación 

La caña de azúcar se propaga por medio de clones, a fin de asegurar que las características de los cultivares se mantengan a través del tiempo. La siembra suele ser el proceso más caro.

Trozos de tallos llamados "semilla" con uno o más brotes, son plantados generalmente a finales del verano. El enraizamiento y desarrollo se lleva a cabo durante el invierno.

Durante este tiempo, las plantas son vulnerables a la putrefacción y depredación, por lo que a menudo son rociados con insecticidas y fungicidas, antes de ser colocados en la cama de siembra.


Crecimiento 

Para que la caña de azúcar sea cosechada, transcurren entre 9 a 24 meses, dependiendo del clima. Existe una cosecha de cultivo principal y luego 3-4 cosechas de "retoño" o recrecimiento. En regiones con menos de 1500 mm de precipitación anual, el cultivo requiere riego por goteo. La maduración dura tres meses, momento en el que el tallo se seca y acelera la síntesis y almacenamiento de azúcar.


Cerca del 9% del suelo de Panamá está cultivado. La mayor parte de su producción agrícola es de caña de azúcar con 2006 toneladas de producción al año.